Volver a Electrónica

ALGUNOS CONSEJOS SOBRE LOS MONTAJES

SOLDADURAS.

Las buenas soldaduras tienen gran importancia en todos los montajes de electrónica y, por ello, constituyen una de las habilidades de los técnicos y operarios y un aspecto al que es preciso dedicar cierta atención, para evitar posteriores fallas.

Deben ser mecánicamente fuertes, de modo tal que no se puedan mover los elementos soldados (con lo que el aparato dejaría de funcionar correctamente y al quedar desequilibrados algunos circuitos podrían deteriorarse otros componentes).

Electrónicamente, los contactos soldados deben tener muy pequeña resistencia, con el fín de que no varíen los valores del circuito.

REGLAS UTILES

1.- La punta del soldador debe estar estañada y limpia.

2.- Los metales que van a ser soldados deben estar limpios.

3.- Donde resulte posible, los elementos deben mantenerse mecánicamente sin que la soldadura trabaje en este sentido.

4.- Antes de soldar una o más superficies grandes, deben preestañarse.

5.- El hilo de soldar (compuesto a base de estaño con alma interior de un producto fundente) debe aplicarse al empalme y no a la punta del soldador.

6.- No se debe dar más cantidad de soldadura que la estrictamente necesaria.

7.- Cuando, además, se utilice pasta de soldar (para favorecer que el estaño fundido penetre por pequeñas grietas o poros) ésta debe aplicarse en pequeñas cantidades y siempre a la unión y nunca al soldador.

8.- Soldar lo más rápidamente posible. Si se recalientan con exceso los componentes se corre el peligro de deteriorar sus capas aislantes.

9.- La soldadura, si se han calentado bien las partes a soldar, deberá fluir libremente y presentar un aspecto brillante y liso.

10.- Usar estaño con núcleo de resina. No con núcleo de ácido.

11.- No soplar para que se enfríe antes la soldadura. Puede quedar aparentemente bien y eléctricamente falsa.

No debe olvidarse que el soldador está a temperatura suficientemente alta como para causar serias quemaduras. Por ello:

a) Tener cuidado de no empuñarle por la parte metálica.

b) Evitar que la punta o la parte metálica hagan contacto con cualquier clase de material combustible. Debe descansar siempre sobre un soporte metálico apropiado.

c) Tener cuidado con las salpicaduras del soldador.

Estañado previo de la punta del soldador

a) Antes de calentar el soldador, debe limpiarse bien la punta de forma que quede limpia y brillante al aire. Para ello puede utilizar estaño (estañando muy bien la punta, hasta quedar como dije antes) No hay que usar lija de metal, cepillo de alambre, un objeto cortante (raspado) o viruta de acero, ya que la punta cerámica del soldador perdera su baño protector y se le harán poros a la misma, inutilizandola.

b) Aplíquese un poco de resina con arena (se prepara un un envase metálico chico arena fina con resina) antes de soldar sobre la punta limpia.

c) Caliéntese entonces el soldador y cuando la resina funda, aplíquese estaño encima con lo que la punta quedará uniformemente estañada.

Precauciones especiales que deben observarse al utilizar transistores y circuitos integrados.

Al manejar los transistores y C.I. es preciso tener en cuenta, una serie de precauciones especiales, que si no se observan pueden ocasionar la inutilización total o parcial del dispositivo, con el consiguiente perjuicio técnico y económico.

La mayor parte de estas precauciones están encaminadas a evitar uno o varios de los tres peligros más generalizados, cual sean la elevación excesiva de la temperatura, la aplicación de una tensión más alta que la que puede soportar o la aplicación de tensión con polaridad invertida.

En vista de ello, les sugerimos los siguientes consejos de tipo práctico:

·        Con el fin de evitar un exceso de temperatura que pudiesen dañar al transistor, cuando se efectúen soldaduras en sus terminales, deben ser sujetados, entre el soldador y el transistor, con pinzas, alicates o cualquier objeto metálico que disipe calor.

·        No deben utilizarse soldadores de alto vataje para soldar o desmontar los terminales de los transistores.

·        No debe utilizarse tampoco un soldador de tipo pistola ni acercarle al transistor, ya que el campo electromagnético desarrollado puede destruir el transistor al inducir en él altas corrientes alternas.

·        Son especialmente indicados los soldadores tipo lápiz de unos 30 watios, aproximadamente.

ORIENTACION Y SERIGRAFIA

El plano del montaje es esencial, tanto para saber dónde colocar los distintos componentes, como para orientarlos en el sentido adecuado.

Muchos de ellos tiene una polaridad (positiva y negativa) que se debe respetar, o bien tienen tres terminales o más que se deben insertar correctamente.

Algunas veces el plano de montaje está dibujado, mediante serigrafía, sobre la misma placa donde se montan los componentes, es decir, el "circuito impreso", lo cual simplifica el montaje.

SECUENCIA DE MONTAJE

Los terminales de los componentes que se montan en horizontal, por ejemplo las resistencias, se deben doblar en ángulo recto antes de insertarlos.

El doblado no se debe realizar nunca demasiado cerca del componente, para evitar tensiones mecánicas internas que puedan causar roturas, especialmente en los diodos.

Para evitar problemas se pueden utilizar los doblaterminales especiales de plástico, que garantizan un plegado correcto sin riesgos.
Como alternativa, se puede inmovilizar el terminal más próximo al componente con unos alicates de punta fina, doblándolo más allá del alicate.

SOLDADURA Y CORTE

Una vez insertado el componente, conviene doblar ligeramente los terminales hacia fuera para mantenerlo inmóvil en el circuito impreso.
Se da la vuelta después al circuito y se sueldan los terminales a las pistas de cobre.
Finalmente, con un alicate de corte se recortan los terminales, es decir se corta la parte que sobresale de la soldadura; conviene sujetarla con los dedos mientras se corta con el fin de que no salga volando al cortarlo.

INTEGRADOS EN EL ZOCALO

Para evitar dañar los circuitos integrados en la soldadura, y permitir una fácil sustitución, en lugar de soldarlos directamente se utiliza a menudo un zócalo de soporte.
Antes de insertar un integrado en su zócalo, los pines deben estar verticales: normalmente está ligeramente inclinados hacia fuera.
Un buen sistema para redirigirlos consiste en presionar el integrado contra una superficie rígida, por ejemplo la mesa de trabajo, sobre el costado de cada hilera de los pines.

 

Volver a Electrónica